jueves, 14 de abril de 2011

El 14 de abril en Cehegín

Transcribo la sugerencia, e invitación, de un bloguero andaluz, autor del blog 14 de abril , que nos hiciese el pasado día 7, Iniciativa para el 14 de abril: “Como aquel 14 de abril significó el intento para sacar de la injusticia y del retraso a los ciudadanos de este país, propongo a los interesados, lectores habituales o esporádicos de este blog, que publiquen entradas para ilustrar cómo se vivió aquel 14 de abril de 1931 en su pueblo, barrio o ciudad. Se trata de publicar, el mismo 14 de abril, artículos que respondan al título: El 14 de abril en…, sustituyendo los puntos suspensivos por el nombre de la ciudad o población donde nacimos, vivimos o cualquier otra”. La idea era muy atractiva, pero me he dado de bruces con la realidad. He acudido al lugar por excelencia, para este menester: el Archivo Histórico Municipal. De esta visita, he de agradecer, al chico que lo gestiona, la amabilidad en el trato, habiéndome buscado allí donde él creyó conveniente y más adecuado, y de cuya búsqueda me ha proporcionado dos actas de sendos plenos municipales, una del 18 de abril de 1931(18/4/1931), la otra del 5 de junio del mismo año(5/6/1931). Se trata de dos documentos complementarios, ya que en uno se cita la formación de un gobierno municipal provisional, tras los resultados electorales del 12 de abril, siendo en el pleno del 5 de junio cuando se concreta, según reza en la acta, de la Sesión inaugural del Ayuntamiento Republicano, el definitivo grupo de concejales. En todo caso, documentos ambos que dan fe de las consecuencias que, tras aquellas elecciones del 12 de abril, fueron concretándose en cada rincón de España. Pero, el espíritu que mueve al autor del blog 14 de abril se refiere a hechos muy concretos, en el tiempo, que se desarrollasen durante aquel 14 de abril en que multitud de ciudadanos salieron a las calles, en muchas ciudades y pueblos de España, para reclamar lo que ellos mismos se acababan de otorgar, dos días antes, mediante las urnas. Por ello, ha sido ahí donde la realidad me ha parado en seco, sacándome los colores por no haber sabido indagar, cuando mis mayores vivían, en los pormenores de una fecha tan significativa. No obstante, al tiempo, se ha puesto de manifiesto algo que vengo echando en falta desde hace años, cada vez que una exposición, o publicación local, echa la vista atrás para repasar nuestra historia local, apenas hay documentos gráficos y/o comentados de aquella fecha y de los posteriores ocho años durante los cuales la legitimidad republicana estuvo vigente en Cehegín. Para colmo, pensando en cómo daría forma a este escrito, he reparado en la entrada que Jaime Parra, director de El Noroeste, hacía esta tarde en su blog: El 14 de abril o El día de la marmota. Sería una osadía imperdonable, por mi parte, si tratase de analizar el contenido de la misma, pero, como referencia respecto de cómo los más jóvenes contemplan aquella fecha, creo que es un artículo bastante clarificador. A pesar de todo, un buen amigo, maestro y estudioso de nuestra historia local, me ha proporcionado algunas pistas más, entre ellas, tal vez, la que uno deseaba escuchar: la Calle Mayor de nuestro pueblo vivió una espontánea manifestación ciudadana de júbilo en la tarde del 14 de abril del 31. Que cada cual perciba esta fecha como desee, pero, su significación, va infinítamente más allá de la dualidad monarquía-república, su significación contiene vidas humanas, pasadas y presentes, ilusiones, pasadas y presentes, proyectos, pasados y presentes, y emoción, muchas emociones contenidas, emociones desbordadas,...esperanza. Santos López Giménez












Publicar un comentario